Brasil redujo cuatro veces su déficit comercial lácteo: también comenzó a competir con Argentina y Uruguay en el mercado internacional

Valor Soja, Argentina. 3-02-15 – En 2014 la balanza comercial brasileña de productos lácteos registró un déficit de apenas 110 millones de dólares –versus 484 millones en 2013– gracias un crecimiento sostenido de la producción que permitió incrementar las exportaciones para aprovechar los altos precios internacionales vigentes en el primer tramo del año pasado.

Las ventas externas de lácteos brasileños en 2014 generaron ingresos de divisas por 346 millones de dólares versus 117 millones en 2013, según datos oficiales del Ministerio de Agricultura de Brasil.

El principal cliente, por lejos, fue Venezuela con ventas en 2014 por 189 millones de dólares (contra apenas 21 M/u$s en 2013), seguido por Argelia con 39,1 M/u$s (en 2013 había vendido sólo 578.000 dólares a la nación africana). En ambos destinos la industria láctea brasileña compite con sus pares argentinos y uruguayos.

El año pasado además cayeron las importaciones de lácteos con compras por 456 M/u$s versus 602 M/u$s en 2013. Un dato llamativo: las colocaciones, medidas en valor, de lácteos argentinos y uruguayos en Brasil cayeron 17% y 42% respectivamente. Pero las importaciones de productos procedentes de Nueva Zelanda (fundamentalmente derivados lácteos de alto valor agregado) crecieron 57% al pasar de 7,9 a 12,5 M/u$s.

La producción de leche en Brasil viene creciendo de una manera descomunal en los últimos años: en 2014 se estima que habría alcanzado los 37.000 millones de litros contra 34.255 millones en 2013 y 27.585 millones en 2008.

Pero producir leche en una zona subtropical no es tarea sencilla porque se requiere un esfuerzo enorme para garantizar que el producto llegue a una planta industrial en condiciones sanitarias adecuadas (motivo por el cual buena parte de la producción se procesa localmente de manera artesanal).

Las grandes distancias y caminos y rutas en estado pésimo tampoco ayudan. Pero las autoridades municipales brasileñas vienen incrementando, año tras año, la cantidad de establecimientos habilitados para entregar leche a industrias certificadas.

Un ejemplo: se espera que en algún momento de 2015 la leche proveniente de tambos controlados de la zona norteña de Goiás pueda comenzar a emplearse para elaborar productos lácteos de exportación.

Fuente: Valor Soja, Argentina. 3-02-15